Evitar navegación.
Principal

Rutas en 4x4

Kasbahs, desierto y Marrakech

8

Clica aquí para ver un mapa de la zona

8 días
Viaje ideal para ser recorrido en familia o para los amantes de los viajes tranquilos pero intensos. Las etapas en coche no son excesivamente largas, evitando la fatiga, pero lo que vamos encontrando a lo largo de ellas es una fuente inagotable de sorpresas y aventuras. Los adultos disfrutarán de las panorámicas del desierto, de las noches en kasbahs con encanto y de la inmensidad del sur de Marruecos. Marrakech será el colofón a este viaje.
También es una ruta idónea para quienes, sin viajar con con niños, aman los viajes tranquilos, con etapas cortas y tiempo para descubrir el territorio que se recorre.

Marruecos, memoria de la tierra; Circuito paleontológico

Mejor periodo: octubre a mayo
Duración: 8 días

Las grandes historias de nuestro planeta se hallan inscritas en el paisaje de Marruecos: dislocaciones y deriva de los continentes, apertura de océanos, trasgresión y regresión de cadenas montañosas.

La historia de los seres vivos dejó también huellas visibles en el subsuelo marroquí, lleno de tesoros paleontológicos, entre los que destaca el "gigante del Atlas", un saurópodo de 5 metros de alto y 18 de largo. Marruecos posee excepcionales riquezas naturales de fósiles de diferentes épocas y de todos los tamaños. Este circuito por el sur de Marruecos es una iniciación al

Valle del Draa, desierto, Essaouira y Marrakech

Itinerario

Día 1º: Salida con destino a Ouarzazate, punto idóneo para iniciar la ruta del sur. Llegada a última hora de la noche y traslado al hotel.

4x4 por el AntiAtlas y el Valle del Draa

Itinerario

88
Día 1º: Salida con destino a Ouarzazate, punto idóneo para iniciar la ruta del sur. Llegada a última hora de la noche y traslado al hotel.

Día 2º: Ouarzazate-N'kob. Nos dirigimos al sur y cruzamos el Anti-Atlas a 1.600 m de altura. Por el camino pararemos para contemplar los impresionantes cañones que el río Draa va horadando en el árido terreno. Seguimos hasta la Kasbah de Tamnougalt, que aparece gigantesca encima de una colina. Será la primera kasbah que visitaremos, pudiendo hacernos una idea del esplendor y complejidad de estas edificaciones.

Ciudades, kasbahs y desierto. De Fez a Marrakech por el desierto

Un viaje idóneo para conocer las dos ciudades más significativas de Marruecos, así como la parte más espectacular del país, tanto en su vertiente humana como en su vertiente arquitectónica y paisajística.

Itinerario

Día 1º: Fez Llegada a Fez a media mañana. Traslado al hotel para dejar el equipaje e inicio de la visita a la ciudad. Incluimos un guía local de habla castellana ya que la ciudad es bastante laberíntica y complicada. Al adentrarnos por las calles de su medina (ciudad antigua) tendremos la sensación de dar un salto atrás en el tiempo: la organización gremial está presente en el trabajo, la estrechez de sus calles no permite otro medio de transporte que los asnos y un constante hormigueo de gente se mueve por una laberíntica red de callejones en medio de los cuales nos sorprenderán barrios como el de los andaluces y magníficas mezquitas y escuelas coránicas. Fez ha sido siempre asociada al estudio y la religiosidad y sin duda sigue siendo la capital espiritual de Marruecos. Después de visitar la medina, una buena opción es caminar sin rumbo por las calles de Fez - Jdid, donde está el palacio real, la mellah (barrio judío) y también la mezquita más antigua de Fez.

Distribuir contenido